viernes, 14 de septiembre de 2007

Noticias de Lina - 10 de septiembre de 2007

Este país no deja de sorprenderme...

Todo podría ser perfecto, pero siempre ocurre algún imprevisto. También es cierto que los lugares a los que vamos los alpinistas no son los recomendados en las guías de turismo precisamente.

Después de un día de prisas, preparando los petates, comprando la comida, alquilando las tiendas y ultimando todos los trámites burocráticos..... ahora llaman a la agencia para decirle que no puedo salir mañana, que la carretera desde el Tíbet hasta el Campo Base está casi cortada, que ha habido derrumbamientos, que están de obras porque el próximo año China quiere llevar la llama olímpica a la cumbre del Everest y están haciendo una carretera que, enmi opinión, le quita todo el atractivo al lugar.

Es verdad que en un futuro será más cómodo para las expediciones y para la población, ya que entre visados y permisos se embolsan una gran cantidad de dinero cada vez que alguien pone un pie en su territorio, pero para las expediciones de este año es verdaderamente inoportuno. Estamos en plena temporada de ascensión de sus ochomiles y no podemos llegar a sus campos base.

Podría irme mañana temprano a la frontera, pero una vez allí me voy a encontrar con que están bloqueados tantos grupos de trekking y de alpinistas que no dan abasto en
los albergues (por llamarlos de algún modo). Además, hay que aclarar que estas pequeñas poblaciones, muchas aún sin luz, sin agua corriente, ni aseos, ni nada, no están para nada acondicionadas o preparadas para albergar a tanta gente con tanto
equipaje. Paciencia.

De momento estoy en Kathmandú a la espera. Puede que el día 12 o el 13 llamen dando permiso para poder ir más gente, pero de momento han hecho un llamamiento a las agencias para que no manden a nadie más porque está todo bloqueado.

Me armaré de paciencia y os mantendré informados. Puede que mañana me vaya a correr un rato, porque aquí no puedo entrenar y no estoy a gran altura para aclimatar.
Si al menos estuviera en Tingri... Porque allí hay muchas montañas para subir y
poder esperar aclimatando, eso me hubiera venido de maravilla, pero tendría que haber llegado unos días antes. Pero la suerte está echada, toca esperar y tener calma. Por otra parte, me dará tiempo de descansar y relajarme, ya que los días
previos a la salida fueron un poco ajetreados.

Manana intentaré visitar un templo budista y prometo enviaros la foto.
Un fuerte abrazo a todos\as desde Kathmandú!!!!

Hasta pronto!!!!
Lina Quesada

No hay comentarios: